Ciclismo con amigos

Ciclismo con amigos

Ciclismo con amigos
Tengo 40 años y llevo haciendo deporte yo creo que desde que me caí de la cama. A lo largo de mi vida he ido pasando por etapas. Hasta los diez años quise ser judoka, después, como todos los niños, quise ser futbolista. Pobre de mí. Cuando llegue a los 20 años me pase al baloncesto, con mi 175, poco pude hacer. Con 30 años, aterrizó en mi vida la moda del pádel, y bueno, hice mis pinitos. Pero no fue hasta los 30 y muchos cuando he conocido un deporte de verdad: el ciclismo.

Ahora bien, tiene que ser con amigos. Sin duda la mejor forma de pasar el tiempo, estar en forma y relacionarte. Las salidas en bici con amigos no las cambio por nada. Os detalló cómo es una salida. Quedamos pronto, a eso de las 8 de la mañana, con la fresca da gusto correr. Un cafetito en el bar y nos ponemos en marcha. Kilómetros y más kilómetros. Eso sí, teniendo mucho ojo con lo que pasa en la carretera, porque cada año aumentan los accidentes. En este tema ya ahondaré otro día.

Y cuando llegamos a un pueblo que previamente elegimos, nos bajamos de la bici, nos vamos a la plaza Mayor, y….momento mágico. Sacamos nuestros bocatas. El mío por supuesto de tortilla de patata, qué suerte, qué maravilla, se me hace la boca agua solo de pensar en ello. En ese momento nos contamos las sensaciones que hemos tenido durante la marcha, si hemos tenido problemas, si nos ha visitado el tío del mazo. Es un momento mágico porque siento que somos amigos, que estamos unidos. La llegada a casa es una sensación muy satisfactoria, porque sabes que esa marcha te ha servido para algo más que para mover las piernas.

Sirva como ejemplo que uno de nuestros colegas ha sido recientemente padre, y sentimos a ese niño como nuestro. Es nuestro sobrinito. Ya le hemos preparado un maillot de nuestro club. Lo hemos conseguido en la web Minijulieta. Allí hacen regalos personalizados, y que mejor que un trajecito con los colores de nuestro equipo, y un cuadro de nacimiento con fotos de su papá en bici. Así algún día el pequeño Miguel verá cómo su padre montaba sobre las dos ruedas.

Como puedes comprobar somos una gran familia, y todo gracias al ciclismo. Una actividad muy recomendable. Si quieres practicar un deporte, apúntate al de la bicicleta.

Deja una respuesta